Sobre mi:

Soy mami de trillizos y otro más, tengo 37 años y soy musulmana hace 7 años. Soy patronista de profesión y me encanta crear cositas para los niños cuando tengo tiempo, me gusta cocinar, hacer manualidades y coser. Pero sobre todo soy madre de cuatro soles que me hacen aprender y descubrir cosas cada día.

Natural y eficaz, cosmética

Grupo de lactancia, blog

Para niños con bordados

Mis niños tienen 4 años

Seguidores

Archivo del blog

Top comentaristas

Conseguir este widget

Entradas populares

Páginas vistas en total


15
lunes, 2 de abril de 2012

Educar en valores

Es un tema que me ronda bastante la cabeza porque es algo de lo que realmente somos directamente responsables los padres y también de lo que se ve poco. Es decir encuentras mucha información sobre actividades, tanto lúdicas como de aprendizaje. Mil cosas y recursos para enseñar a leer, las matemáticas, las artes, ...Pero si queremos buscar material para educar sobre los valores hay muy poca cosa. Y eso se nota mucho en la sociedad de hoy en dia, lo puedes ver en la calle mismo si te fijas un poco. En el tranvía por ejemplo como haya algún grupito de "chavales" de entre 12-14 años la falta de educación que suelen tener es terrible, no tienen respeto por nadie, no ceden jamás el sitio a los mayores, hablan diciendo tacos a voces y guarrerías varias (sexuales que escandaliza oírlas de bocas con tan corta edad). Eso por poner un ejemplo entre mil. El caso es que yo le doy mucha importancia a estas cosas y quiero que mis hijos sean educados y que ricos en valores, quiero que respeten a los mayores, que no mientan, que sean buenos y nobles, que ayuden a los demás, que sean amables y generosos con conocidos y desconocidos, que no traten jamás mal a nadie porque sí, por diversión (ni tampoco a ningún tipo de vida ni animal, ni vegetal), que no juzguen critiquen, insulten, cotilleen, que sean honestos, honrados,...bueno parece un ideal de persona y que es imposible de conseguir. Pero si no hacemos nada por educar en estos valores si que es imposible, si esperamos que se eduquen sólos en este aspecto ¿que podemos esperar? en una sociedad en la que todo esto ha perdido importancia y suena a chino debemos hacer un esfuerzo extra por conseguir inculcar a nuestros hijos estos valores desde pequeñitos para conseguir un mundo un poco mejor, más amable. Porque igual no lo conseguimos al 100% (igual si) pero si lo intentamos algún porcentaje conseguiremos, si no lo intentamos es más difícil que los consigan en la calle.

Y toda esta chapa moralista es una introducción a un concurso que estoy preparando en el blog que os presentaré en breve si Dios quiere. ;)

15 comentarios:

  1. Estoy de acuerdo contigo Cintia, pero también te digo que por muchos valores que tú le inculques de pequeño, siempre llega un día en la aborrescencia que se vuelven (algunos solo por un tiempo) taimados, maleducados, egoistas etc... te lo digo porque yo lo estoy viendo con mi hermana ¿dónde está la niñita dulce y adorable que se metía en mi cama a calentarme los pies?
    Y yo también cambié ¿ennnn? Aunque si se les educa bien, y durante ese episodio y se les sigue corrigiendo vuelven solitos por el buen camino, pero claro hay que trabajar duro, cosa que para muchos padres es más fácil ceder y no escucharlos.
    Suerte con la educación de tus peques, que no es fácil, te dejo algo que yo le mandé a mi madre, quizás a tí te ayude, es precioso. Besos.

    http://unmensajeparati.wordpress.com/2009/08/19/madres-malas/

    ResponderEliminar
  2. Hola Cintia. No puedo estar más de acuerdo contigo! Pero más que material (que también puede ser muy útil) creo que lo que quedará en las cabecitas y corazones de nuestros hijos son las conversaciones y el ejemplo. De algo cotidiando puedes sacar una gran lección. Pero hay que ir por la vida con las "antenas paradas" para darte cuenta de cuándo aparece una oportunidad para hablar acerca de lo que es ser una persona buena, una persona decente.

    Yo lo hago todo el tiempo... Le doy muchísima importancia a este tema. Y no he necesitado mucho material. Sí tenemos libros sobre los valores (generorosidad, verdad, empatía, etc), pero como los niños son concretos, creo que lo mejor es actuar sobre situaciones concretas.

    Es mi opinión. Tal vez nos vengas con una idea increíble. Si hay algo que siempre me sorprende es tu creatividad.

    Abrazos!!!

    ResponderEliminar
  3. Yo estoy convencida de que todos esos valores deben aprenderse en casa y en familia. No esperemos que se lo enseñen en el colegio o en alguna asociación. Es nuestro trabajo y nuestra responsabilidad.
    Y los niños aprenden con nuestro ejemplo.
    Pero no solo lo que les expliquemos. Es muy importante la forma en que les tratamos a ellos.
    Si les respetamos, les queremos sin condiciones, les aceptamos como son y les hacemos sentir que nos importan sus cosas. Ellos tenderán a comportarse igual con los demás.
    Yo estoy convencida de que muchos de esos adolescentes maleducados son el fruto de aquellos bebes a los que no había que coger en brazos para que no se acostumbraran, a los que había que dejar llorar adrede para que aprendieran a no llorar por nada, a los que no había que hacer caso porque solo querían manipular a sus padres. Todos aquellos niños a los que etiquetaron de "tiranos", malos, caprichosos... se lo terminaron creyendo y así se comportan.

    ResponderEliminar
  4. Completamente de acuerdo. Esas cosas tienen que aprenderse desde pequeño. Si todos los padres ponen empeño en lograr que sus hijos sean buenas personas, seguro que este mundo termina siendo mejor. Un besote.

    ResponderEliminar
  5. Cuando a mi hijo mayor le diagnosticaron el Transtorno Generalizado del Desarrollo (TGD) yo pensé que en el futuro para muchos sería clasificado como tonto, pesado, cabrito o hijo de su madre (por desgracia hay mucha gente y niños que son crueles con lo que no entienden o les da miedo, y no iba muy desencaminada), así que ya que lo van a pensar, al menos que sea un cabrito con buena educación.
    A mí siempre me ha gustado pedir las cosas bien y dar las gracias. La profe de guarderia me decía que era el único de su clase que empleaba las palabras porfavor y gracias. El peque tiene dos años y medio y también lo hace. Si en casa te portas educadamente ellos lo aprenden, son unos monitos que lo imitan todo, por eso hemos de ir con mucho cuidado con lo que hacemos y decimos delante de ellos.
    Merengaza tiene mucha razon, en algunos casos con la adolescencia, la rebeldia de muchos de ellos nos hace pasar por una época de desespero (me quedan dos telediarios para que entre en ello, que yuyu ya veremos de que estilo me tocará) como oí una vez en una peli, "tú te crees que eres su padre, para ellos sus padres son sus amigos, Bruce Springsteen y Madona" jajaja, heavy metal on the rocks

    ResponderEliminar
  6. Cintia, uufff este tema nos ronda la cabeza a muchas madres... yo por ahora no tengo mucha idea de si todo depende de la personalidad del niño, pero creo que el ambiente en casa y el ejemplo de los padres es muy importante. No puedes esperar que un niño sea amable si tu no lo eres, o que no diga malas palabras si tu te la pasas diciéndolas..

    La adolescencia es difícil, yo fui difícil, pero no por eso dejé de ser amable y decente en mi trato con las personas mayores.

    Es como dices, la calle está llena de adolescentes muy mal educados, pero de adultos peores aun... y son esos los ejemplos de esos jovencitos.

    ResponderEliminar
  7. Qué razón tienes Cintia! Estoy muy de acuerdo con todas las opiniones anteriores, pero sobre todo con Merengaza, creo que todos los adolescentes tienen una época que uffff

    (Modo inciso ON) Gracias mami por aguantarme, que aunque ya no me acuerde, seguro que fui un desastre. (Mod inciso OFF)

    Ya sabes lo que nos toca, hacer todo lo que podamos con nuestros cachorros.

    ResponderEliminar
  8. Bueno, eso hay que trabajarlo en casa. Si se les inculca el respeto desde el principio de su existencia, lo tendrán y tus niños por supuesto que serán grandes personas porque es lo que vosotros, aparte de pretendéis, trabajaréis día a día.

    ResponderEliminar
  9. Es muy importante educar estas cosas dentro de casa, es verdad que en la adolescencia todos se vuelven un poquito más difíciles, pero si la educación fue buena es mucho más fácil de llevar y de hacerle volver a comportarse adecuadamente. También las amistades hacen mucho en esa etapa...

    ResponderEliminar
  10. Pues sinceramente creo que con una madre como tú, con esos pensamientos tan bonitos, y esa preocupación por cubrir todos y cada uno de los aspectos de su vida, lo vas a conseguir, es decir, sin grandes aspavientos seguro que ya estás marcando sus vidas con ricos valores de los que sentirse orgulloso de esos preciosos 3 hijos que tienes.
    Personalmente es algo que yo valoro también muchísimo, más si cabe que otros muchos aspectos, y puedo decir, que nada de lo que he realizado en estos 8 años ha caído en saco roto, porque si de algo estoy orgullosa de mi hijo es de esa belleza interior tan arrebatadora que tiene...
    Totalmente de acuerdo con Natalia, el ejemplo y nuestras conversaciones son fundamentales, y la vida está llena de ejemplos diarios sobre los que trabajar; no pierdas oportunidad, nada cae en saco roto.
    Para mí es importante trabajar sobre la realidad, no mantenerles en una burbuja aislándoles del mundo que vivimos, con sus miserias y penas, con sus alegrías y logros... Nuestros hijos desean aprender muchas cosas, y si sabemos explicarlas para cada edad, las entienden perfectamente: pobreza, enfermedad, tristeza, soledad... no son aspectos negativos que ocultar, sino sobre los que trabajar para aprender a ser empáticos y utilizar nuestra inteligencia emocional.
    Besitos linda! Con madres como tú, el mundo tiene que mejorar necesariamente...

    ResponderEliminar
  11. Sabes que pensamos igual sobre este tema. Y está en nuestras manos hacer todo lo que podamos, lo veo díficil pero no imposible. La sociedad para mi hace tiempo está rota pero hay muchas personas que se están dando cuenta que algo va mal e intenta educar a sus hijos inculcándoles buenos valores, pero sobretodo con el ejemplo creo que es muy importante ya que ellos actúan como ven a sus padres. Luego la adolescencia es una época difícil para cualquier niño pero eso no quita que haiga un respeto mínimo y un comportamiento amable con los mayores, creo que algunos de esos adolescentes de los que hablas están perdiendose el respeto a ellos mismos también. Que curiosidad con lo del concurso...no nos lo pongas muy difícil eeh?? Besos!

    ResponderEliminar
  12. Simplemente predicar con el ejemplo, ahi esta la clave. Aunque luego se "tuerzan un poco" con la adolescencia ;), llevan la semilla dentro.

    Ahora me he quedado con la duda del concursoooooo

    ResponderEliminar
  13. Os respondo en la entrada de mañana! Que vuestras aportaciones han sido tantas que merece una entrada propia! Besos

    ResponderEliminar
  14. Sí que es cierto que estamos en una crisis global, también de los valores fundamentales, pero comparto la opinión de Maribel, la educación en casa y la forma de tratar a los niños es esencial. Así que por ese lado, creo que puedes estar tranquila, está claro que tus hijos se sienten profundamente amados y respetados.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  15. Cintia por mucho material que puedas encontrar sobre el tema (tengo toneladas de cosas sobre ello en casa) lo más importante es que tu les des ejemplo, les expliques las cosas, les leas cuentos e historias y comentes con ellos las moralejas, pero no olvides una cosa muy importante tu les educas y les das ciertas pautas morales, pero ellos a través de su experiencia y de las relaciones que van entablando en la vida irán transformándose en algo que no siempre te va a resultar reconocible.
    Los chicos durante la adolescencia sienten una especie de rebelión hacia todo,incluso hacia cosas que tú te habrás empeñado en que aprendan, es una etapa de la vida que pasa y luego quedarán todas aquellas cosas que tu irás enseñándoles...

    ResponderEliminar

Gracias por comentar!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Ropa para musulmanas

Suscríbete por correo electrónico