Seguidores

Sobre mi:

Soy mami de trillizos y dos más, tengo 39 años. Soy patronista de profesión y me encanta crear cositas para los niños cuando tengo tiempo, me gusta cocinar, hacer manualidades y coser. Pero sobre todo soy madre de cinco soles que me hacen aprender y descubrir cosas cada día.

Grupo de lactancia, blog

Para niños con bordados

Archivo del blog

Entradas populares

Páginas vistas en total


3
lunes, 18 de julio de 2011

Gracias trillipapi



En el caso de trillizos una sola persona no puede con ellos, por lo menos al principio no. Por lo que es especialmente importante el papel del padre en este caso. Mi marido ha sido una segunda madre desde el principio, venía al hospital a dar bibes en las tomas de los niños o a cogerlos o a estar con ellos cuando yo no podía, nos intentabamos turnar para descansar, aunque él estaba trabajando.

Cuando nos dieron a los niños les dábamos entre los dos y también se encargaba de alguna toma él sólo para que yo pudiera dormir una siesta. Por la noche me levantaba yo.
Luego él se quedó sin trabajo, cuando los niños tenían 3 meses. Ya había pasado lo peor más o menos, y mi marido empezó a ocuparse de las tomas de la noche. Yo a las 22h me ponía los tapones y a dormir hasta las 6h. A ver cuantas madres de uno pueden decir que dormían 8 horas seguidas cuando sus bebés tenían esa edad!

Cuando los niños han empezado a dormir toda la noche, él se encargaba de la cena para que yo pudiera hacer la cena nuestra o se los llevaba por la tarde de paseo para que yo desconectara un poco y me quedaba sola en casa un par de horas. O si me dormía la siesta con ellos se encargaba de la merienda para que dormiría un poco más. La verdad que se ha portado muy muy bien, y tengo que decir que no me lo esperaba.
Puede parecer como que es lo que tiene que ser, que porque me sorprende. Pero mi marido es marrokí, tienen otra cultura y de los niños se encargan las mujeres normalmente. Antes de quedarme embarazada, él decía siempre que no iba a cambiar ni un pañal, pero bueno eso era cuando pensaba que tendríamos uno, y porque no sabía lo que era ser padre ni lo que se siente.

Ahora ha encontrado trabajo, gracias a Dios. Estamos muy contentos porque la verdad nos hacía falta y la incertidumbre de estar en el paro con tres niños es terrible. Pero por otro lado ahora estoy sola para encargarme de todo y estoy notando el agotamiento. Y eso que cuando llega se pone a darles de comer (yo creo que en cierto modo le relaja). O el otro día que era su primer dia libre se fué con ellos a hacer la compra al super y pude pegar un repaso a la casa o cuando no trabaja el turno de tarde me ayuda con el baño o con la cena, pero ya no es como antes.

Y no sólo lo he notado en el trabajo que me quitaba, también en los niños, yo creo que le echan de menos porque antes pasaban con él casi tanto tiempo como conmigo. Cuando le oyen llegar se ponen a llamarle y a hablarle como si le contaran algo, son muy graciosos cuando hacen eso.

Desde aqui GRACIAS a los papis de trillizos o de dos o de uno o de los que sean, que se implican en el cuidado de sus hijos todo lo que pueden. A veces no lo agradecemos suficiente porque decimos que son también sus hijos, pero hay que reconocer que no todos los hombres lo hacen y muchos no han cambiado un pañal o no han dado de comer a sus hijos ni una vez. Y gracias sobre todo a mi marido porque no se como lo hubiera hecho sin él. Aunque hemos tenido nuestras peleas y nuestras cosillas, como es normal bajo presión, realmente en general creo que hacemos buen equipo.

3 comentarios:

  1. Qué razón tienes, Cintia! Además, que culturalmente es verdad que es más cambio todavía para tu marido! Pero es que de verdad hasta que no tienes los hijos no sabes lo se disfruta aunque sea cambiándoles el pañal, y si son 3 no cabe más remedio. Nosotros tuvimos la oportunidad de que mi marido cogiera una excedencia hasta que le necesitaran, que al final duró seis meses (pensábamos que serían 9) y las niñas es verdad que le echan de menos... Ya verás, dentro de un tiempo, como nosotras seremos las pesadas que les dicen lo que no pueden hacer, y los aitas los quellegan de trabajar para jugar, sólo van a querer con ellos... je, je! Me has saltado la lagrimilla... Besazo!

    ResponderEliminar
  2. Que bien lo de tu marido! Yo me he lamentado mucho de que mi marido se quedara en el paro porque nos hemos ventilado todo el dinero de las ayudas en sobrevivir esos meses. Pero mira todo pasa por algo y así me ha ayudado mucho con los nenes, en cierto modo mejor. Y bueno eso lo digo ahora que ya trabaja mirando con perpectiva. Porque esa sensación de "que será de nosotros" es horrible.
    un besooooo

    ResponderEliminar
  3. Sí, la verdad que no lo puedo imaginar. Porque una cosa es estar con curro pero de excedencia y otra en el paro... pero dios aprieta pero no ahoga! Nos ha dado trillizos, lo demás saldrá bien! Espero que tu marido esté contento con su trabajo ahora y que le dure eternamente!

    ResponderEliminar

Gracias por comentar!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Suscríbete por correo electrónico