Seguidores

Sobre mi:

Soy mami de trillizos y dos más, tengo 39 años. Soy patronista de profesión y me encanta crear cositas para los niños cuando tengo tiempo, me gusta cocinar, hacer manualidades y coser. Pero sobre todo soy madre de cinco soles que me hacen aprender y descubrir cosas cada día.

Grupo de lactancia, blog

Para niños con bordados

Entradas populares

Páginas vistas en total


12
miércoles, 26 de diciembre de 2012

Exceso de juguetes


Tengo el blog abandonaito, no sé si os habréis dado cuenta siquiera ya que andáis la mayoría "liadas" con la navidad y todo eso, y he aprovechado estas vacaciones y esta avalancha de entradas en blogs agenos con la palabra "navidad" para desconectar un poco de la blogosfera. No es que tenga manía a la navidad por ser musulmana, es que antes de serlo tampoco me gustaba mucho. El caso es que mis niños llevan una semana reciviendo una avalancha de juguetes, y supongo que los vuestros a causa de la navidad también (y todavía os quedan los reyes). Entre los que ya tenían, que eran muchos y los nuevos, me he visto obligada a organizar todo un poco y deshacerme de los que se les "quedan pequeños", repartirlos por zonas en la casa y aumentar sistema de cestas que me va muy bien (en esta entrada lo podéis ver, en la segunda foto) Cuando empecé sólo tenía dos cestas, ahora son cuatro. Como el mueble que podéis ver en la foto es alto dejo 3 cestas en la parte que no llegan y una a su alcance. Lo primero que hacen por la mañana es ir a vaciar la cesta en el suelo y ya el resto de la mañana se dedican a esparcirlo bien por el salón-cocina. La ruina es la misma que con otros sistemas supongo, pero cuando acuesto a los niños sólo tengo que coger la cesta y pasearme por la casa como quien recolecta pepinos y dejar la cesta en sus sitio o cambiarla por otra y que la vuelvan a esparcir después de la siesta. Abajo en el salón también tienen todos los artilujios de ruedas que en verano tenían en el patio:  motos, coches, carritos de paseo de los muñecos y un carro de supermercado de juguete, ah! y las pelotas de varios tipos y tamaños.

Ahora en la planta de arriba también estoy cambiando el cuarto de los niños. Lo tengo a medias y por eso no os enseño foto. A mi Gordito ya le hemos puesto cama grande pero sigue el colchón en el suelo, mi Flaquito es más maniático con los cambios y no le veo preparado para ese paso todavía, así que esperaremos un poco (todavía está superando que perdió su coche favorito en Marruecos que lo llevaba pegado a la mano las 24 horas del día excepto para cambiarle de ropa y bañarle, e incluso esos ratos lo miraba fijamente para no perderlo de vista, y lo perdió porque se le cayó mientras les ataba en las sillas de la furgo, y él lloraba pero pensábamos que era que quería arrancar ya o algo así, y nos fuimos y el coche se quedó abandonado en la calle, cuando nos dimos cuenta ya no estaba claro). Luego tengo el escritorio-cuna que os enseñé(que a los niños les encanta y los usan un montón) con dos sillitas de madera y un escritorio de plástico. Tenía una cómoda horrible de tres cajones que le he jubilado dos cajones ya rotos que abrían mal y le he dejado el de abajo. La quiero tirar pero como de momento me hace la función pues la mantengo y la utilizo de librería en la parte de abajo. Así que tengo todos los libros de los niños ahí y han aprendido a guardarlos (desordenados claro) y todo. Mientras les pongo el pijama por la noche los otros dos se entretienen "leyendo" y luego se quedan un poco sentaditos cada uno con un libro y cuando les digo a guardar los dejan en el mueble y a la cama. Estoy encantada porque os contaba hace siglos (tanto que no sé ni por donde está la entrada) que no era capaz de leerles un libro por la noche porque no me hacían ni caso, y de esta forma pues disfrutan un poco de los libros antes de dormir. Durante el día también claro, pero ese momento se ha quedado como de lectura ya en la rutina y me gusta mucho. También en su cuarto he dejado los puzzles y algunos juegos más de "pensar", y tengo intención de ponerles en los escritorios el material de pintar, pero más adelante que todavía necesitan vigilancia constante cuando pintan como para dejarles a su aire mientras hago cosas por arriba o estoy cosiendo.

A lo que venía el titulo del blog (que me he liado con otra cosa, jajaja), es que no me gusta demasiado que tengan tantos juguetes. No quiero que los desvaloricen por tener muchos, que no vean como especial cuando les haces un regalo por tener costumbre de que llegan así en cualquier momento o qu eno los cuiden. Así que he decidido que cuando nos den juguetes para los niños no se los voy a dar así de golpe, los voy a "racionar", los guardaré y les daré poco a poco. También como nosotros no celebramos ni navidades ni cumpleaños ni cosas de esas y nuestros días de fiesta son los días de Eid que son dos al año y los viernes. Pues voy a reservar los viernes para darles los juguetes nuevos para que empiecen a sentir ese día como especial.

Un beso a todas y espero que los juguetes no os invadan estos días!!


12 comentarios:

  1. Qué organizada eres Cintia.
    Yo no tengo niños, pero la verdad es que por lo que veo en entorno, los niños ahora tienen tantas cosas que ya no las saben valorar, así que está muy bien que les vayas dando poco a poco los juguetes, para que los valoren más.
    La Navidad es una época del año que no me gusta nada, quizás por eso esté hoy por aquí, visitando y comentando blogs.
    Un besito y feliz 2013

    ResponderEliminar
  2. Cintia la verdad es que el tema juguetes es un royo... en mi caso aún mayor porque nos coinciden muy juntos los cumpleaños de los peques son las navidades.
    Con mis suegros doy todo por perdido porque hacen lo que les da la gana, pero con mi familia soy yo la que habla con ellos y les digo que cosas quiero, cuando los juguetes llegan a casa se los dejo para jugar, pero luego los voy cambiando y guardando para que no tengan tantas cosas al mismo tiempo.... vamos que voy racionalizando.
    Nosotros no tenemos tantas cosas porque cada poco tiempo quitamos aquello que se queda pequeño y únicamente les compro cosas que se van a jugar con ellas.
    Las navidades no me gustan y ese concepto consumista mucho menos, a mis niños les hace más ilusión hacer un tren con cajas de cartón en casa de mi madre que por ejemplo un circuito de coches que le regalaron mis suegros.
    Y además del concepto consumista está eso de comprarles juguetes en exceso a los niños gastándose un pastizal y sin consultar a los padres (agoviante la verdad)
    Asique paciencia....

    ResponderEliminar
  3. Veo que te organizas muy bien. Y me parece genial tu idea de racionar los juguetes y dárselos poco a poco.
    Es verdad que tantas cosas juntas hacen que no les den valor y muchas veces ni le presten atención. A mí me gusta más ir ofreciendo cosas nuevas de vez en cuando que todo de golpe. Incluso si les guardas un juguete del que ya se han cansado y lo sacas un tiempo después, seguro que vuelve a hacerles ilusión.

    Todo depende de la confianza que tengas con las personas que os regalan.
    Mi hermana me pregunta primero. Y mi padre muchas veces en vez de regalar nos da dinero y así yo voy comprando las cosas que creo y además poco a poco y no todo de golpe.
    Besitos.

    ResponderEliminar
  4. Hola, guapa!!! Qué alegría me da eso de que estén empezando a valorar los libros. Yo tampoco soy muy navideña que se diga y sí creo que puede ser cierto que, al tener muchos, no les den tanto valor, así que me parece muy acertada tu decisión. Un besote!!!

    ResponderEliminar
  5. Es bueno racionar los juguetes, más que nada porque abren uno y se ponen a jugar, ya no necesitan abrir nada más... Así que yo opto por un sólo regalo cada vez. Y oye, funciona. Pero como te llegan juguetes de varias partes, pues hay que racionarlos, como dices tú.
    A mí lo que me da rabia de los regalos es que sean juguetes que no son adecuados para su edad, o que des alguna idea de algo que te gustaría y se "les olvide" y compren cualquier chorrada. Así que mira, haré como tú, confiscaré y racionaré... y menos lío para el niño.
    Besos.

    ResponderEliminar
  6. Yo la verdad que no me quejo de que nos regalen porque no nos compran nada es todo "heredado" y por eso lo tomo bien, me gusta aprobechar las cosas. (Mismellis menos mal que me han aclarado que exceso es con x que estuve un rato pensando antes de escribirlo, jajajaja). Además quien nos quiere regalar algo comprado cuando es un familiar que no vemos mucho por ejemplo suelen comprarles ropa, porque ya ven como tenemos la casa de juguetes y el trastero con más guardados que son de etras edades. Porque esa es otra, hemos aprendido bien la lección, si les das juguetes que no son de su edad los rompen, siempre, pero bien rotos (como nos pasó con la coccinita y otras muchas cosas más), porque no los hacen tan resistentes y herméticos cuando son juguetes para más de 3 años. (ahora mismo está mi niña dando besos a los peces a través del cristal, jajaja, que mona ella)

    Yo creo que para esta edad lo mejor son cosas con ruedas, lo que sea 8coches, motos, tractores, pequeños, grandes, sillitas de paseo,...), pelotas y libros. Todos esos cachibaches del chino, que se rompen con la mirada, con musiquitas estridentes,...eso es para que se desfoguen rompiendolo y nada más.

    ResponderEliminar
  7. Haces muy bien enseñándolos a valorar las cosas.
    ¡Pobre Flaquito sin su coche!
    Mis amigos musulmanes celebran los cumpleaños.
    Besos!

    ResponderEliminar
  8. Creo que a todos nos pasa más o menos lo mismo, que tenemos que ser los padres quienes pongamos freno a la juguetería que el resto de la humanidad nos quiere poner en casa ;)

    A nosotros nos va muy bien dedicar dos días al año a retirar juguetes que ya no les atraen: un día seleccionamos, juntos (si ellos no participan luego es peor, echan cosas de menos y no saben por qué) las cosas de las que vamos a deshacernos, las limpiamos bien, reparamos si tienen algún desperfecto, repasamos una costurita, encajamos esa pieza floja, etc, y al día siguiente lo empaquetamos todo en bolsas, y lo llevamos al cole si hay recogida de juguetes para Cruz Roja o a alguna ONG que acepte juguetes usados.
    Les cuesta desprenderse de cosas, es cierto, pero si participan en la selección lo van aceptando y ya es parte de la rutina. Solemos hacerlo en fechas prenavideñas, más que nada porque las ONGs lo prefieren, es la época en que más reparten y así almacenan menos tiempo. En cualquier caso, la ocasión ideal me parece poco antes de alguna fecha en que vayan a recibir juguetes nuevos, porque les ayudará a entender que para recibir también hay que dar, y que no pasa nada por dejar atrás una fase ya que la siguiente también será hermosa.

    ResponderEliminar
  9. Ayyy con el coche de tu flaquito!, nosotros hace tiempo que no compramos juguetes porque tiene bastantes y se entretiene mucho con casi todo, no veo necesario más y si veo alguna oferta interesante en lidl aunque sea para más mayor si que lo compro pero lo guardo, a mi también me ha roto algún juguete por dárselo demasiado pronto jeje, besitos!

    ResponderEliminar
  10. Yo por suerte tenía mucha ropa y juguetes del mayor guardados y no sabes lo bien que nos ha venido, lo que nos hemos ahorrado. Los juguetes hay que darlos cuando es su edad o los ves maduros para jugar con eso. Tsunami le encantan los puzles y hace puzles de piezas pequeñitas, con mucha ayuda pero los hace, y esos no son para su edad. Lo de rotarles las cosas va muy bien. Salvo algunos juguetes que son los que más quieren y esos hay que tenerlos siempre con ellos, los otros van cambiando de tanto en tanto. Guardarlos en cajas con ruedas me va muy bien y cada una tiene un papel con el nombre de lo que hay y un dibujo, así lo podemos leer y ellos lo entienden por el dibujo.
    Este año hemos comprado menos juguetes, no es que fueremos de los de comprar cincuenta mil, pero al ser tan pocos de familia pues traia algo más porque casi no vienen de otro sitio. Tsunami ha recibido tres en casa y estaba contento con sus tres. Mi ex le ha llevado dos más y mi padre dinero. Para reyes hay dos cositas. Le he puesto ahora los que son más de jugar y he dejado para reyes cosas más prácticas como una cantimplora para llevar agua al cole.
    Tú Cintia es que con tres se pueden entretener entre ellos a ratos, pero cuando están solos lo mejor es que los papis juguemos con ellos, si no participamos de sus juegos ya pueden tener la casa llena que se aburren. Si jugamos con ellos basta con tener menos pero tienen a sus papis que comparten sus juguetes y se aprovechan mejor y lo disfrutan así un montón. El dejarles ante un juguete y que hagan solos es para momentitos de poner una lavadora o sacarla, pero no para dejarlos toda la tarde.
    Siento lo del coche de Flaquito, pobrecito.
    Lo de los libros me gusta, es una buena afición aunque solo miren el libro, por algo se empieza. Ya nos enseñarás la habitación cuando la acabes. Un beso a los nenes y a la mamá.

    ResponderEliminar
  11. Este truquillo se me quedó grabado desde que lo leí por primera vez y le estoy dando uso con Pimpollo, que de momento solo tiene una manta de actividades y otro cacharro del que cuelgan cosas (como la manta de actividades pero sin manta, no sé si me explico...) y como cada juguetillo colgante se puede quitar pues le dejo solo dos (de cinco) y se los voy cambiando.

    Me anoto también el truco de las cestas para cuando llegue el momento, insha Allah. Besotes!

    ResponderEliminar
  12. Uff!!! Yo estoy temblando con lo que nos vamos a encontrar después de las fiestas, ya que encima es su cumpleaños el lunes... A la familia les he dicho que regalo sólo en una fecha, cada persona en una de las fechas, pero luego hacen lo que quieren y no hay manera de racionar. Así que hemos pensado que se los daremos, pero luego guardaremos algunos, y los iremos sacando y guardando otros, porque si no además, es que al final se aburren. Además de hacer limpieza de los que ya son para más pequeños, que se los pasaré a sus primos txikis. La verdad es que es una locura total, yo creo que se va de las manos el asunto...

    ResponderEliminar

Gracias por comentar!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Suscríbete por correo electrónico